¡Hijos que cambien el mundo!

Manuela Castellanos

¿A cuántos padres no les gustaría levantar hijos que transformen el mundo entero para Dios? Susanna Wesley fue la madre de Juan y Carlos Wesley, dos hombres que se convirtieron en instrumentos en las manos de Dios y cambiaron el mundo.

 

¿Cómo lo hizo? 

Tomo la responsabilidad de EDUCAR a sus hijos.

A ella, este trabajo le tomó más de 20 años (pues tuvo 19 hijos). En el tiempo que ella educó a sus hijos no era usual que las mujeres recibiesen educación, pero Susanna no se dejo llevar por lo que todo el mundo hacía y decidió enseñarle a todos sus hijos e hijas. Hoy en día es reconocida como la fundadora del ‘Homeschool’ (colegio en casa). Su enfoque principal fue enseñarle a sus hijos a amar a Dios por encima de todas las cosas.

Creo que si como padres logramos enseñarles a nuestros hijos a que amen a Dios con todo el corazón, hemos cumplido nuestra misión. Esto fue lo que Susana dijo al respecto: “Señor, acá están los hijos que Tú me entregaste, de los cuales no perdí ninguno por mi mal ejemplo, o por la negligencia de impartirles las verdad en sus primeros años, les enseñe los principios tuyos y la virtud.”

Quiero compartir con ustedes algunas cosas que Susanna hizo para levantar hijos que cambiaron el mundo:

  • Empezaba a los 5 años.
  • No solo se enfocó en el conocimiento general o académico, sino en la importancia de tratarse los unos a los otros con gran respeto.
  • Tenia una rutina rigurosa: Ella les demandaba a sus hijos que estudiasen 3 horas en la mañana y 3 en la tarde, 6 días a la semana.
  • Buenos hábitos desde temprana edad. Al respecto dijo: “Me parece cruel de parte de los padres dejar que sus hijos desarrollen hábitos que saben que en un futuro se tendrán que romper.”

Pocos seres humanos han influenciado el mundo tanto como Susanna Wesley lo hizo. La manera en que ella le enseñó a sus hijos influenció mucho el trabajo de su hijo Juan Wesley y el movimiento Metodista, que produjo un avivamiento mundial.

El avivamiento Metodista logró importantes cambios sociales:

  • El establecimiento de sociedades privadas para ayudar a los pobres.
  • El fin de la explotación de menores.
  • La abolición de la esclavitud.

La denominación metodista hoy cuenta con aproximadamente 8 millones de miembros a nivel mundial, acompañado de hospitales y universidades.

Como padres, nunca podemos subestimar lo que sembramos en nuestros hijos en su temprana edad. Creo que hoy en día muchos padres piensan que la responsabilidad de la educación de nuestros hijos está en los colegios, en la iglesia, o aún en los lideres de célula. Pero al ver el ejemplo de esta mujer, podemos entender que los padres somos quienes más podemos influenciar positivamente a nuestros hijos.

¡Te motivo para que levantes hijos que cambien el mundo!